Cómo actuar frente a los miedos de los niños

El objetivo no es hacerlos desaparecer mágicamente, sino ayudarles para que aprendan cómo afrontarlos y superarlos.


¿Sabías qué los miedos infantiles forman parte de un proceso de crecimiento, pero también pueden resultar señales de alerta? Por lo que no hay que minimizarlos y debemos analizar si derivan de nuevas circunstancias en la vida de los pequeños (separación de los padres, escuela, cambio de domicilio…), o por el contrario, sólo son miedos que suelen ser pasajeros.  Como padres, debemos fomentar la prevención y superación de los miedos infantiles, así como el comportamiento prudente ante situaciones peligrosas. Por esta razón, es importante que conozcas  algunos consejos que te ayuden a saber cómo actuar frente a los miedos de los niños.


Consejos:


  • Conocer qué es el miedo y cómo funciona facilitará tu actuación en el momento de enfrentarte a la situación.
  • Analizar la magnitud del miedo que los perturba es importante para poder aplicar los correctivos o solicitar la ayuda de un profesional.
  • Mostrar comprensión. Para lo cual deberás acercarte, abrazarlo y protegerlo, además de brindar amor, entenderá que si tú no temes él no tiene que temer.
  • Proporcionar información explicándole cómo debe enfrentar las situaciones, en qué momento debe ser prudente y demostrar porque no debe existir miedo irracional lo llevará a la calma luego del tenso momento.
  • Enfrentar la situación:  gradualmente se debe intervenir en la problemática haciéndole frente, dependiendo de la situación demostrarle que nada grave pasa e invitarlo a que intente participar contigo (si la situación no genera ningún riesgo para ambos por supuesto).
  • Educar para que entienda cuándo es necesario ser prudente ante un peligro potencial, esto debe explicarse muy bien sin crear ningún tipo de alarma. No se trata de eliminar los miedos, sino de manejarlos y controlarlos ante determinadas circunstancias.
  • Evitar exteriorizar nuestros propios miedos ante nuestro hijo con el objeto de no agregar más carga negativa a la situación. Es importante recordar que la figura de la madre para un niño representa seguridad, confianza y hasta en cierto punto invencibilidad.
  • Las lecturas, películas o conversaciones deben ser adecuadas, evitar el contacto del terror y violencia es una buena medida para disminuir este tipo de eventos.
  • Nunca debemos minimizar su temor: restar importancia o burlar sus sentimientos los hace aumentar su vulnerabilidad.
  • Hablarle abiertamente sobre las cosas que lo atemorizan, por ejemplo: que los monstruos o brujas son inventos es altamente recomendable, el conocimiento para ayudarle a diferenciar la realidad y la fantasía es vital.


Sigue nuestros consejos y ten siempre presente que podemos ayudarles a los niños con sus temores en la manera que jugamos con ellos y en la manera en que reaccionamos cuando cuando se ven vencidos por el miedo. Si quieres conocer otros útiles consejos, te recomendamos visitar con frecuencia nuestro blog y nuestras redes sociales. En Kinder My Garden nos preocupamos por el bienestar de los consentidos de la casa. Infórmate sobre esta maravillosa institución donde tus hijos pueden aprender el idioma inglés desde muy temprana edad. ¡Contáctanos!
Los miedos de los niños suelen ser temporales y cambiantes. Esta experiencia, por más desagradable que sea, forma parte de su crecimiento.



Instagram: kindermygarden

Add your thoughts

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *